Services

TRASTORNOS ALIMENTICIOS

Los trastornos de la alimentación son un conjunto de síndromes relacionados con la conducta ingestiva.

-La anorexia: se caracteriza por un patrón de alimentación restrictivo que conlleva una pérdida excesiva de peso. Este patrón pude ir acompañado de vómitos o de ejercicio, para contrarrestar una pequeña ingesta de alimentos.

-La bulimia: Se caracteriza por la ingesta descontrolada de alimentos, que posteriormente es contrarrestada por vómitos, laxantes, ejercicio excesivo para evitar el aumento de peso.

-Trastornos por atracón: Se caracteriza por una necesidad imperiosa de comer, como respuesta a un estado de ansiedad, este estado de ansiedad disminuye en el transcurso del atracón, pero aumenta una vez finalizado éste.

Otros trastornos asociados al patrón de alimentación son:

  • Vigorexia: Se caracteriza por una preocupación excesiva por mantener un cuerpo modelado, lo que conlleva una práctica excesiva de deporte incluso el consumo de sustancias que potencien un cuerpo musculado.
  • Ortorexia: Se caracteriza por una preocupación excesiva por la calidad de los alimentos ingeridos por lo que se reduce la variedad de éstos, eliminando de la dieta aquellos que se consideran potencialmente peligrosos.
  • Diabulimia: El enfermo de bulimia que padece también diabetes manipula la dosis de insulina para evitar comer o para compensar atracones, pudiendo incluso eliminar por completo la dosis mínima de insulina necesaria.
  • “Si tu relación con la comida es complicada, si restringes tus comidas o tienes ataques de ingesta descontrolada… es posible que estés teniendo un trastorno de la alimentación.”

Síntomas del trastorno de alimentación

Todos estos trastornos parten de una imagen distorsionada del propio cuerpo, donde la comida se vuelve una obsesión y todas las actividades giran en torno a la misma. Se perciben los alimentos como algo peligroso. La conducta alimentaria es sólo una parte manifiesta de un complejo conjunto de síntomas, actitudes y sentimientos respecto a la comida ya que se ven afectadas otras áreas como es la identidad personal o la autoestima.

Causas de trastornos alimenticios

Los TCA no presentan causas únicas que justifiquen su aparición, sino factores múltiples de vulnerabilidad que favorecen su eclosión especialmente durante la adolescencia. Estos factores de riesgo son biológicos y genéticos (sistema serotoninérgico y dopaminergico, sistema hormonal y endocrino, temperamento, género), ambientales compartidos (estilos alimentarios familiares, publicitarios, estilos familiares…) y ambientales no compartidos o individuales (críticas respecto al físico, rasgos de personalidad, hábitos alimentarios específicos, perfiles neuropsicológicos disfuncionales, estresores, experiencias traumáticas).

Prevención de los trastornos alimenticios

Los programas de prevención primaria específicos para los TCA suelen incluir estrategias psicoeducativas, incremento de las actitudes y pensamiento crítico hacia los mensajes expresados, de forma más o menos explícita, a través de los medios de comunicación (media literacy), técnicas de inducción y disonancia e intervenciones orientadas a minimizar los factores de riesgo en los TCA.

En el caso de los TCA, los grupos de riesgo presentan un perfil sociodemográfico determinado por la edad (adolescentes y jóvenes), por el género (mujeres), por las actividades profesionales o recreativas que realizan. Hasta el momento, se han explorado los programas dirigidos a poblaciones concretas como los orientados a adolescentes, a mujeres con elevada insatisfacción con su imagen, a mujeres con sintomatología alimentaria subclínica o a mujeres atletas.

Si crees que el trastorno alimenticio es el responsable de tus problemas de salud, debes consultar a tu médico de confianza.

 

Habilitar Notificaciones    Si No, gracias